miércoles, octubre 04, 2006

Inspeccion profunda





Dos fotos tomadas por mi amigo Oliver Whalley en una colejito de pueblo en las afueras de Ica. Me cuenta que uno encuentra los materiales más increíbles en estos colegios de provincia - todas cosas donadas por ONGs e instituciones benéficas y que muchas veces permanecen expuestos sin uso por años y años como objetos de un gabinete cómico macabro.

2 comentarios:

Indie dijo...

Una verdadera pena que no estén catalogados y clasificados para posibles estudios. Sería muy interesante para los científicos, aunque hagan una labor en los colegios de pueblo, mejor sería un museo dónde puedieran acceder a estos hallazgos un número muy superior de gente.

Saludos

capitan dijo...

pucha ke mal y uno ke en el colegio aprendia con laminas